Hay una sonrisa detrás de cada proyecto

¿Tu negocio está listo para enfrentar la temporada bajo la nueva normalidad?

Comparte este post

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Diciembre obedece a la temporada por excelencia para muchos sectores comerciales y este año miles de establecimientos nos enfrentaremos a una temporada diferente y retadora desde muchos puntos de vista. La pandemia ocasionada por el Covid – 19 y sus efectos económicos han hecho que la esperanza para muchos negocios se encuentre depositada en el éxito de las ventas decembrinas, pero ¿estamos realmente preparados para afrontarla bajo las nuevas condiciones?¿Estamos aprovechando los beneficios de las ventas en línea?

Los protocolos de bioseguridad establecidos por el gobierno han permitido que los diferentes sectores se reactiven y les brinden la confianza necesaria a los compradores y entre estas medidas se encuentra la reducción del aforo o número de personas que pueden ingresar al mismo tiempo en un establecimiento cerrado, como medida de prevención de contagio. Esto hará inmediatamente que muchas empresas no logren las ventas proyectadas si no cuentan con un canal de venta alterno a sus puntos físicos que le permita vender sin restricciones, desde donde sea, a la hora que sea y a quien sea.

Si bien el uso de las herramientas tecnológicas ha crecido significativamente durante el confinamiento, hay muchos establecimientos que aún no han dimensionado la importancia de tener por ejemplo una tienda en línea o e-commerce que les ayude a canalizar las ventas que se van a perder de manera presencial y toda la logística que esto implica. Es para tener una tienda en línea y lograr su buen funcionamiento, requiere analizar diferentes aspectos:

  1. Elegir un nombre o dominio para la tienda en línea: Tener en cuenta que sea de fácil recordación, que influya positivamente en el posicionamiento del sitio y que esté directamente relacionado con tu negocio.
  2. Seleccionar los productos que se van a comercializar por este medio: No todos los productos van a ser rentables para este nuevo canal de venta y para ello se debe ser muy asertivo a la hora de decidir qué se va a vender en línea.
  3. Contar con un buen servicio de Hosting: Es importante analizar la escalabilidad de la tienda, el flujo de visitantes que se podría llegar a tener a la hora de elegir un hosting, al igual que la calidad en su soporte por parte del proveedor.
  4. Elegir la plataforma tecnológica que mejor se adapte al tipo y tamaño del negocio: Si el e-commerce que se va a crear es para una gran empresa, se deberá acudir a soluciones de este tamaño como IBM, Oracle, SAP o SalesForce. Pero si el proyecto se crea para una pequeña o mediana empresa se tienen otras opciones como WooCommerce, Shopify, Magento, PrestaShop, entre otras.
  5. Diseñar una experiencia de usuario optima: ¿El e-commerce se ajusta a los diferentes dispositivos? ¿Son claras las acciones que quieres que realicen cuando estén dentro del sitio?
  6. Definir los métodos de pago: En este punto es importante analizar la tasa de comisión que cobran cada una de las pasarelas de pago y la facilidad que esta implica para los clientes. Entre más opciones se tengan de pago, más se asegura una compra.
  7. Contar con un stock de productos y poder controlarlo: ¿Qué pasa si el producto que más te piden no lo puedes despachar por inventario?
  8. Definir la logística: ¿Quién prepara los envíos? ¿Quién los realiza? ¿Cuáles son los plazos para las entregas?
  9. Implementar una estrategia de comunicación: Si la gente no se entera que el sitio existe, no habrá tráfico y sin tráfico no hay ventas.
  10. Establecer una política de precios: Se debe contar con precios competitivos y tener en cuenta los costos de la implementación del nuevo canal en línea para estar siempre en ganancia.
  11. Medir: Es importante saber siempre qué sucede dentro del e-commerce, medir, resolver, volver a medir, y así sucesivamente para tener cada vez más un sitio optimizado.
  12. Los beneficios de tener un canal alterno de ventas como un e-commerce son enormes y aún estás a tiempo de incluirlo en tu estrategia de ventas para la temporada más fuerte de todo el año ¡Nosotros podemos ayudarte! Empecemos a trabajar en tu e-commerce.

Síguenos en redes sociales